Visitanos en Facebook

Hijo de una pareja de gays

Ha nacido el primer hijo de un matrimonio de mariquitas.
Habian contratado a una mujer para que les engendrara la criatura.
Los dos gays unieron sus espermas, los batieron en un tubo de ensayo, los
mezclaron bien y la mujer fué artificialmente inseminada.
A los nueve meses, los llamaron del hospital para decirles que acababa de
nacer un chiquillo.
Corrieron llenos de alegría al hospital. Al llegar los llevaron a una sala
donde había como treinta bebés todos gritando y llorando, menos uno.
Había uno plácido y sonriente. La sorpresa se la llevaron cuando la
enfermera les indicó que ese era su bebé.
-¡¡ Pero que bebé tan bueno, tan alegre !!! dice uno de los maricas. La
enfermera responde:
-Es cierto, ¡¡¡ pero no le saqueis el chupete del culo porque se pone como
loco !

Deja un comentario


9 + cuatro =